AGENDA RECTOR



CORREO INSTITUCIONAL

ACTIVIDADES

 
 
 
ALTERNATIVAS PARA UNA CAFICULTURA SOSTENIBLE Y COMPETITIVA
 

El café (Coffea arabica L.) es uno de los cultivos de mayor importancia económica, social, y ambiental en la Amazonia Peruana. El café organico tiene relevancia en el Perú por la superficie cultivada, por el mejor uso de los recursos naturales y el precio mayor que alcanza en el mercado

 

El café (Coffea arabica L.) es uno de los cultivos de mayor importancia  económica,  social,  y ambiental en la Amazonia Peruana. El café  organico tiene relevancia en el Perú por la superficie cultivada,  por el mejor uso de los recursos naturales y el precio mayor que alcanza en el mercado

 

Es importante resaltar el crecimiento vertiginoso en superficie sembrada de café en San Martin durante la última década, hasta Marzo 2014, la superficie supera las 100,000 Has.

Problemas presentados por la incidencia severa de enfermedad de la roya a nivel nacional, el 2013 a unas 270,000 has de las 430,600 hectáreas total , como consecuencia de la variabilidad climática, la susceptibilidad  de las variedades de café  y el mal manejo de los cafetales, se estima que en la próxima campañas 2015, la producción  va disminuir hasta en un 40%, afectando la economía de los pequeños cafetaleros tanto a los de café organico como convencional, y por ende la dinámica económica de los ciudades del entorno cafetero.

Bajo estas perspectivas los caficultores con apoyo del Minagir  Senasa, están  trabajando para reducir r el daño  de la roya amarilla, además de  instituciones financieras como Agrobanco,  se están  tomando  una serie de estrategias  para adaptar al sector cafetalero a la variabilidad climática y agronómica y hacerlo en el futuro  más productivo y rentable.

A continuación a través de este artículo se presentan  las alternativas para una caficultura más sana, sostenible  y  competitiva:

 

1.        Sembrar con variedades de café resistentes.

El incremento de las lluvias en los últimos tres años, tan sólo en el 2011 – 2012 en el Perú, ha llovido en promedio por encima del 35% de los promedios históricos que  contribuyó a que los niveles de infección de roya llegaron hasta un índice del 45% a 60%.

En el caso de la variedad catimor (cruce de la variedad Caturra y el hibrido Timor ) desarrollada en Colombia, introducida a la selva hace 25 años presenta  hasta ahora mayor resistencia a la roya, con buen estándar de calidad de taza y rendimiento en  diferentes altitudes. Desde hace 5  años, empresas y cooperativas cafetaleras en el Perú, han introducido nuevas variedades de café como  Castilla, Gran Colombia, San Antonio, cafés de buena calidad de taza, buen tamaño de grano, resistentes a roya..  

Las variedades resistentes a plagas y enfermedades son, en mayoría de los casos, las alternativas más económicas que tienen los productores de café para consolidar una agricultura rentable, sostenible y amigable con el medio ambiente.  

 

2.        El manejo adecuado del sombrío.

Un 70% de la caficultura peruana está bajo algún nivel de sombra. En ciertas regiones del Perú, el sombrío no solo es deseable sino necesario, puesto que los ciclos de lluvias seguidos de largos periodos secos implicarían que el arbusto de café no podría sobrevivir estos últimos sin la protección y la conservación de la humedad derivada de los árboles que cubren las plantaciones.

Si bien todavía existe alguna discusión entre los expertos sobre la necesidad de la sombra para el cultivo del café, es preciso indicar que la tendencia moderna en países cafetaleros de América,  están optando por  la no utilización de plantas de sombra, Es un hecho comprobado que el café produce invariablemente mayores rendimientos sin plantas de sombra, pero bajo otras condiciones de requerimientos de nutrientes y lluvias. Hay que hacer notar, por otra parte, que en el caso particular de utilizar plantas de sombra tendrían que: a) ser productivas, b) poseer similares necesidades de agua y nutrientes ya que de otro modo se originaría un desequilibrio entre el café y estas plantas.

El uso de plantas como sombra,  debe considerarse como un cultivo más, el cual hay que administrar correctamente, bajo esta concepción agronómica y tecnológica se puede llamar “Sistema Agroforestal Sostenible” como  ofrecer mejor servicios  ambientales como el secuestro de carbono,  un reciclaje eficiente de nutrientes dentro del sistema y otros.

3.        Renovación de cafetales.

La tecnología de  renovación con  podas por franjas tipo soca de cafetales bien manejados mayor de  8 años permite  renovar parte de su estructura generando nuevos tallos vigorosos y recuperar la producción de café en un plazo no mayor de dos años. Cafetales  improductivos por problemas de paloteo severo, edad de las plantas,  la mejor opción tecnológica y económica es  la renovación  total del cafetal , con el uso de variedades resistentes a roya y de buena calidad  de grano.  La Facultad de Ciencias Agrarias de la UNSM T  viene conduciendo módulos demostrativos de renovación de café antiguos en campos de productores, integrando buenas prácticas agrícolas de fertilización  y sanidad  como parte del  proceso de enseñanza y aprendizaje. “Aprendiendo Haciendo. 

 

4.      El manejo fitosanitario.

Es muy importante controlar dos de los principales retos del cultivo: la roya y la broca. El exceso de humedad propicia la roya y los períodos secos la broca. En ambos casos es básico un manejo adecuado: para la roya, las variedades resistentes y el control de la roya en cafetales susceptibles como el caturra, pache a través de las fumigaciones; para la broca,  es decir, cosechar el café cuando se madure sin dejar granos maduros, sobremaduros y secos en el árbol o en el suelo. Este control se debe complementar en forma alternada con los productos orgánicos, biológicos y los químicos de manera racional y responsable.

 

5.     La nutrición del café.

La nutrición es fundamental para la productividad  y la sanidad de las plantas. Los nutrientes influyen en algunas propiedades agronómicas del café y la calidad del  grano, también existe una  interacción  entre nutrientes y tolerancia al estrés ambiental

El análisis de suelos es una herramienta importante que permite conocer el nivel nutricional

del suelo y poder aplicar el fertilizante adecuado, en el momento oportuno y con las dosis

requeridas. 

Un cafetal debidamente manejado y fertilizado sea abono organico o mineral satisface los requerimientos nutricionales de las plantas incrementando significativamente los rendimientos y conservando la calidad de la variedad. La agricultura tradicional sin protección del ecosistema cafetal y sin restitución de nutrientes tiende a empobrecer los suelos, y el costo de la recuperación de la fertilidad de los suelos requiere mayor inversión económica y mayor tiempo.     

 

Se ha demostrado que la aplicación de un nivel tecnológico medio a alto en plantaciones cafetaleras, acompañado de un plan de fertilización por campaña con variedades seleccionadas es posible llegar a obtener rendimientos que  oscilan de 30 a 80 qq/Ha, en comparación a los cafetales que no se aplica tecnología o limitada tecnología los rendimientos  están de 8 a 20 qq/Ha.      

 

6.         La conservación de suelos.

Conocer la fisiografía y  la  capacidad  física  del  recurso suelo  es fundamental para el cultivo del café. Su conservación, por medio de las siembras a través de la pendiente y el sistema a aplicar, el  manejo correcto de coberturas y  malezas para que amortigüen los golpes de lluvia y de algunas prácticas que contrarresten  la erosión  son fundamentales para conservar este recurso. La conservación de los suelos en plantaciones de café  en pendiente muy severas, es importante establecer cultivos en contornos por franjas como se observa en la figura.

El uso de abonos orgánicos además de mejorar las condiciones   físicas, químicas  y biológicas del suelo favoreciendo el crecimiento  y producción de las plantas, es un buena  práctica conservacionista del suelo.

 

7.        El manejo de la densidad de los cafetales y la asociación  de cultivos.

La densidad se define como el número de plantas por unidad de área de terreno. Las variedades de porte bajo a medio como, catimor, pache, caturra bajo condiciones ambientales adecuadas permite densidades de 2,000 a 5,000  plantas por hectárea.

La densidad de plantación influye, según estudios recientes, en las propiedades físicas químicas del suelo modificándolas en gran medida. Así al aumentar esta densidad, se incrementa el pH del suelo, el Ca, Mg y K intercambiables, el P y carbón orgánico disponibles, y se reduce el Al disponible.

 

8.        Monitoreo y alertas tempranas.    

La metodología de muestreo con validez estadística  cuyo objetivo es monitorear la condición y avance de la enfermedad, además permite conocer el diagnóstico de los problemas citados y el resultado de las recomendaciones propuestas a nivel de control inicial,  preventivo o control curativo.

Esta  práctica es importante enseñar a los productores organizados como una alerta de estos comportamientos de los cultivos y de esta manera diseñar controles oportunos  para el manejo correcto de plagas y enfermedades.

 

9.         Investigación científica enfocada  hacia el Cambio Climático.

Países cafetaleros como Colombia, Costa Rica, Brasil en base a la disciplina de la agroclimatología, están  utilizando información de las unidades meteorológicas distribuidas por toda la zona cafetera, haciendo un seguimiento de la dinámica de los factores climáticos y las posibles soluciones.

A través de la investigación ágil y oportuna, se deben entregar las recomendaciones específicas para cada región y así dar las herramientas de adaptación y mitigación de los efectos del cambio climático en el café y otros  cultivos tropicales. 

 
Autor: Ing. Armando Cueva Benavides Docente FCA /UNSM – T - adcueva@unsm.edu.pe
 


 
   Otros Artículos
09/04/2014
09/04/2014
09/04/2014
18/02/2014
17/02/2014
17/02/2014
17/02/2014
17/02/2014
24/10/2013
13/08/2013
30/01/2013
30/01/2013
30/01/2013
30/01/2013
30/01/2013
09/01/2013
03/10/2012
03/10/2012
31/07/2012
31/07/2012
 
 

 

ENLACES



Jr. Maynas N° 177 Tarapoto -perú/Telefono: (51-42) - 52-4253/Email: Informes@unsm.edu.pe